¿ Por que se cansó el Rabino...? - Intelecto Hebreo

Son las:
06/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

¿ Por que se cansó el Rabino...?

Colección y Consulta

¿Por qué se cansó el Rabino en Shabat Hagadol?

Por: Rab. Ierajmiel Barylka

Cuenta un relato jasídico que una vez durante Shabat Hagadol, el sábado anterior a la festividad de Pesaj, Rabi Naftali de Roptehitz, discípulo de Yaacov Itzjak, el vidente de Lublin, regresó a su hogar desde la casa de la Oración, extremadamente fatigado.
Su mujer le preguntó “qué te sucede?, ¿de qué te has fatigado en shabat?”. “Fue por mi discurso”, respondió. ‘Me he referido a la existencia de los muchos menesterosos que hay entre nosotros y de todas sus necesidades para Pesaj: las matzot, el vino, las hierbas amargas, los símbolos que permiten recordar la epopeya de la libertad y todo lo demás, que este año son tan caras y les resultan inaccesibles”.
“Y qué has logrado con tus palabras?” preguntó la esposa. “Sólo la mitad de lo necesario”, respondió Rabi Naftali. “Logré que los pobres estén listos para recibir. Pero aún no sé si los ricos estén dispuestos a dar...”.
Este relato entró en el folklore, repitiéndose como si fuese cómico cada vez que alguien fracasa en su objetivo de lograr colaboración para el menesteroso, ya que el pobre siempre necesita, pero el poderoso en su mezquindad y avaricia nunca está dispuesto a aportar según su posibilidad.
Permítanme encontrarle otro significado.
Vivimos una época en que las victorias se nos han vuelto sospechosas.
A veces son absurdas, estériles, asqueantes.
También son sospechosos los triunfadores en el ámbito espiritual, que tienen que atacar, combatir y ganar incesantemente. ¿Dónde quedan esos triunfos? ¿Acaso no se depositan en el mismo panteón, en el que se entierran los fracasos?
¿Sirve la palabra para algo?
Rabi Naftali al no lograr convencer a los ricos ¿acaso se llevó una sorpresa? ¿No esperaba ese fracaso? ¿Tiene mérito haber convencido a los necesitados en la víspera de Pesaj? El haberle hecho tomar conciencia de su estado de necesidad ¿provocó tanto agotamiento? Yo creo que el gran mérito de Rabi Nafiali está allí, casualmente en ello. El guía espiritual logró, ni más ni menos que hacer tomar conciencia de las carencias. El resto no importa ya que cuando el necesitado sabe de su faltante encontrará fuerza para lograrlo.
Pesaj es la fiesta de la libertad. Cada uno debe verse como si él mismo hubiera pasado por el proceso libertador -leemos en la Hagadá-, pero en la realidad cotidiana ¿somos conscientes de la necesidad de libertad? ¿Entendemos qué significa el albedrío, la autonomía, la determinación, la conciencia moral, la voluntad? ¿Sabemos cuándo estamos coaccionados y por quién o qué? ¿Entendemos el concepto libertad? ¿Sentimos hambre y sed de ser libres? ¿Hemos sido educados para ello? ¿Nuestros líderes espirituales y nuestros educadores se agotaron física y espiritualmente en brindarnos esa conciencia? ¿Acaso no somos pobres, sin matzá, que es tan caray escasa cuando simboliza la austeridad que permite tener la vivencia libertaria?
¿Aprendimos a luchar y a ganar nuestra libertad a e a d a instante? ¿Tenemos el valor que surge de la necesidad para enfrentamos a los poderosos (físicos o morales) que la mutilan? No es fácil ser libre.
Pero para proponérnoslo antes que nada debemos tomar conciencia de la necesidad de serlo. En vísperas de este Pesaj, quizás podemos modificar el relato y finalizarlo así: “Y qué has logrado con tus palabras?”
Preguntó su esposa. “Sólo lo más importante de lo necesario”, respondió Rabi Naftali. “Logré que los necesitados de la libertad, los esclavos de espíritu, los siervos de los fanatismos, las
víctimas de las frases hechas, los sirvientes de los objetos, estén tomando conciencia de su asfixia y de su ahogo y estén dispuestos a recibir el fresco aire de la libertad”.”Bien valió la pena tu cansancio”, contestó la esposa, “si esto lograste, este Pesaj será el inicio de la redención”.

Felicidades. JAG HAPESAJ KASHER VESAMEAJ.






Regreso al contenido | Regreso al menu principal